«Nos retiramos defraudados de la reunión por que no
hay voluntad para cerrar la región a la pesca industrial»
Después de la violenta protesta en Caleta Portales, los pescadores artesanales fueron recibidos por el subsecretario de Pesca y el intendente, logrando armar mesas de trabajo para intentar sacar al sector de la dura crisis que está atravesando.
«Quiero que mis nietos, que crecerán en esta región, puedan comer merluza y otros pescados. Sin embargo, las políticas aplicadas hasta este momento están llevando a la desaparición total de todas las pesquerías. Todos sabemos que el responsable es la industria, por esta razón le venimos a pedir que cierre por un tiempo toda la región de Valparaíso a la actividad industrial. Esa es la única solución real y efectiva para prevenir la desaparición de todos los peces», señaló el presidente de la Federación Nuevo Amanecer, Miguel Angel Hernández.
La declaración fue realizada en una reunión sostenida el viernes pasado en la Intendencia Regional, donde la directiva de esta agrupación, junto a más de 30 pescadores artesanales que representaban a casi todas las caletas de la zona, pidieron al subsecretario de Pesca, Raúl Súnico, y al intendente regional, Gabriel Aldoney, que participaron del encuentro, cerrar la actividad industrial (pesca de arrastre y de cerco industrial) en la región de Valparaíso.
En la reunión las autoridades escucharon las peticiones de los dirigentes de la Federación y de los pescadores y se decidió crear mesas de trabajo para el desarrollo y fomento del sector y tratar de superar la dura crisis que están atravesando los artesanales en la región Valparaíso producto de la falta de peces en el mar.
«Desde el punto de vista pesquero aquí hay muy pocos avances. Nuestra demanda principal, que es terminar con la actividad industrial en la región de Valparaíso, no fue escuchada y no existe voluntad política para aplicarla. El subsecretario Raúl Súnico señaló que es casi imposible detener la pesca de arrastre y de cerco industrial en la zona, que ya nos tiene sin merluza y que seguirá arrasando con todas las pesquerías», señaló Eduardo Quiroz, secretario de la Caleta Portales.
«Escuchamos claramente que el subsecretario de Pesca, Raúl Sunico, es ambiguo en el tema de sacar la actividad industrial de la región de Valparaíso. Conocemos a la perfección su discurso y lamentablemente no se está resolviendo el verdadero tema. El corazón de nuestro movimiento es el que se termine la pesca de arrastre y de cerco industrial. Es la única posibilidad que tenemos para subsistir», agregó el presidente de la Federación, Miguel Angel Hernández.
El subsecretario de Pesca, Raúl Súnico, calificó la reunión como positiva. Frente al tema de cerrar la actividad industrial en la región señaló que «actualmente la pesca de arrastre está cerrado en todas las primeras cinco millas en la región de Valparaíso. Esta área es exclusiva de administración de los pescadores artesanales y aquí no existen perforaciones, como en otras regiones. Aquí hay que buscar la compatibilidad entre los pescadores artesanales y las plantas de proceso industrial que operan en la zona y que requieren abastecerse de sus flotas».
El intendente regional, Gabriel Aldoney, manifestó que «hay quienes creen que eliminando ciertas actividades que provocan el deterioro de la masa de peces podría solucionarse el problema. Otros piensan que la causa son los cambios climáticos. Como autoridad yo no puedo resolver estos conflictos, pero sí como intendente puedo crear todas las posibilidades para crear polos de desarrollo y fomento para estabilizar el ingreso económico de las caletas de la región. Hay fondos fijos y estudiaremos la forma de aplicarlos».

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *