El sueño de ingresar a la Universidad de Playa Ancha (UPLA) cumplieron 31 estudiantes que aprobaron el año pasado dos programas institucionales de preparación y acceso inclusivo.

Por medio del programa Talento Académico Socialmente Constructivo (TASC-UP) se matricularon 16 estudiantes que cursarán carreras pedagógicas, en tanto que a través del programa Emprendimiento e Innovación Social, 10 estudiantes eligieron carreras disciplinares y 5 optaron por ingeniería.

Se trata de programas mediante los cuales esta casa de estudios ofrece acompañamiento académico y vocacional a estudiantes de cuarto medio. Considera nivelación de sus conocimientos en lenguaje y matemática, junto con apoyo a sus competencias psicosociales. Para los que desean ingresar a una carrera de ingeniería, existe la opción de participar en cursos específicos que preparan los propios académicos de la facultad, con la idea de motivarlos en dicha disciplina.

“En base al esfuerzo, ya sea académico en el colegio y en asistir a las actividades que generamos en la UPLA, que son presenciales y tienen que cumplir con un 85% mínimo de asistencia los viernes y algunos miércoles del mes, los estudiantes aprueban el programa y, de esa manera, se pueden matricular a través de la vía de Acceso Especial que tiene la Universidad de Playa Ancha. No se considera puntaje PSU y lo bueno es que la gratuidad no está sujeta al puntaje, sino que a la situación socioeconómica, por lo que igual pueden acceder a estos beneficios del Estado”, explicó la encargada del programa de Preparación para el Acceso Inclusivo a la UPLA, Macarena Sanders.

Quienes participan en estos programas también reciben un acompañamiento junto a sus padres y apoderados, en temas referidos a postulación a fondos y beneficios del Estado, de manera de garantizar su acceso a la gratuidad.

 

NUEVOS ESTUDIANTES

Fernando Palma estudió en el colegio Joaquín Edwards Bello de Valparaíso y tras aprobar el taller del programa Emprendimiento e Innovación Social, se matriculó en Ingeniería Informática y reflexionó sobre el significado de participar en dicha iniciativa.

“Fue una gran posibilidad que me dieron para ver cómo era la carrera antes de optar por ella. Fue una oportunidad muy buena para mí. Vi varias posibilidades antes de elegir Ingeniería Onformática, revisé Contabilidad, pero vi que había poco trabajo, también Arquitectura, y varias más, pero al final me decidí por informática”, expresó Palma.

El programa Emprendimiento e Innovación Social orientado a carreras disciplinares llegó también al Colegio Panquehue de la provincia del Valle del Aconcagua. Fue la oportunidad para que Elías Cáceres cursara y aprobara el taller, con lo cual tuvo la posibilidad de matricularse en Terapia Ocupacional. Con ello se convirtió en el primer integrante de su familia en iniciar una carrera universitaria.

“No tengo los recursos para pagar preuniveristario y la UPLA me preparó muy bien. Pude dar la PSU y pude entrar. Elegí estudiar Terapia Ocupacional para ayudar a mi padre y a mi madre quienes tuvieron un accidente, y me gustaría hacerles terapia. Estoy contento, feliz y con ansiedad de estudiar en la UPLA”, sostuvo el nuevo matriculado.

Danae Carvajal egresó del Liceo Técnico de Valparaíso donde conoció el programa Talento Académico Socialmente Constructivo (TASC-UP) de la UPLA, y gracias a él hoy se matriculó en Pedagogía en Educación Diferencial. La nueva estudiante UPLA contó que la pedagogía siempre fue su área de interés.

“Aquí en la universidad me enamoré de la carrera, porque nos mostraban distintos tipos de carreras pedagógicas, como Educación de Párvulos, Matemática, Ciencias, pero me gustó más Educación Diferencial. El programa fue una capacitación que me ayudó a entender primero la vida en la universidad, que no es lo mismo que el colegio, y también a ser un poco más responsable con mis cosas”, manifestó la estudiante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *