“No tengo derecho a pedir perdón y estoy absolutamente arrepentido”, fueron las palabras de Kurt Westerhout Rivera de 21 años, quien confesó entre lágrimas y sollozos que él era el responsable del crimen de Camila Peralta, víctima de femicidio,  mientras se desarrollaban los alegatos de clausura en el Tribunal Oral en lo Penal de Valparaíso.

Los hechos ocurrieron el pasado 7 de septiembre del 2015, en el cerro Los Placeres,  cuando el agresor envuelto en los celos, llegó hasta el domicilio de su ex pareja para cometer el crimen, dándole 28 puñaladas y que según los relatos expuestos en los alegatos en el Tribunal, el acto fue presenciado por la hija de tres años que mantenían en común.

Tras finalizar los alegatos de clausura, la fiscal a cargo Lorena Ulloa,  explicó que a la agravante de alevosía  expuesto en los primeros alegatos, ahora se agregó la agravante ensañamiento debido al tipo de ejecución de los hechos,  “fueron 28 puñaladas y de acuerdo al informe del Servicio Médico Legal, fue fracturada la nariz y otras piezas,  además,  el sitio del suceso era bastante macabro lo que da cuenta de una violencia brutal”.

El abogado del Servicio Nacional de la Mujer, Edgardo González, explicó,  que en este caso hay antecedentes que acreditan que esto fue un claro hecho de femicidio y no podría re calificarse como un homicidio,  “la prueba es concluyente al momento de entender que esto fue una convivencia, vivieron juntos por más de un año, hicieron vida de familia tuvieron una hija por lo tanto no existe algún tipo de elementos para poder cuestionar el tema de la convivencia”.

El abogado González agregó que uno de los elementos claves de esta defensa son los relatos entregados por la menor de tres años, que dan constancia de que la niña se encontraba presenciando el acto criminal, “lamentablemente hay un relato natural de la hija de Camila que es Julieta, que señala en el momento inmediato cuando a ella la rescatan de ese lugar, tanto a la mamá, a los vecinos y luego a los psicólogos que la han tratado, donde dice que ‘papá malo mato a mamá’, eso es una muestra de que ella fue una testigo presencial de los hechos del 7 de septiembre”. Concluyó el abogado.

En tanto para la mañana de este viernes 28 de abril a las 10 horas, el Tribunal Oral en lo Penal de Valparaíso,  realizará el veredicto sobre este caso donde la  defensa, solicita presidio perpetuo calificado para el autor del femicidio, quien arriesga una pena de 15 a 40 años.

 

 

Fuente: Elepicentro.cl
Imagen: diarioviregion.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *