La Fiscalía Oriente y la Policía de Investigaciones (PDI) están a la espera del informe forense del Servicio Médico Legal (SML) para esclarecer las circunstancias y causa de muerte de una joven de 20 años, que falleció tras someterse a una abdominoplastía en una clínica estética en Providencia.

Lo que parecía una cirugía de complejidad media se transformó en tragedia. Así se podría catalogar el caso de Tahía Cea Saldías, joven madre de dos hijos de 1 y 2 años, quien llegó en la tarde del pasado lunes a la Clínica Acuario para el procedimiento clínico, consigna Biobío.

Aparentemente la cirugía no tuvo problemas, sin embargo en el post operatorio y en la sala de recuperación la paciente entró en paro cardio respiratorio falleciendo pese a las maniobras de reanimación.

Cuando se informó de su deceso, se desató la ira e impotencia de la familia de Tahía que las emprendió con daños y destrozos como lo explicó Ángel Morales, conserje del edifico donde funciona la clínica.

La Brigada de Homicidios de la PDI inició el trabajo de toma de declaraciones al equipo médico, la revisión de la ficha médica de la paciente, además de otras diligencias como lo explicó el subcomisario Giancarlo Ramenzoni.

El fiscal Ernesto Navarro detalló que una vez conocido el pre informe del Servicio Médico Legal se podrá definir si se puede perseguir delictualmente el caso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *