Gobernador Provincial César Barra destacó apoyo del Gobierno para permitir el acceso a la casa propia y de este modo apoyar el desarrollo familiar.

Tras cinco años de espera, 16 familias del distrito rural de San Pedro en Quillota, podrán iniciar la construcción de sus nuevas viviendas y reemplazar las casas dañadas por el accionar de termitas.

Se trata del Comité de Viviendas Los Copihues, quienes recibieron de manos del gobernador provincial  César Barra, el delegado provincial del Servicio de Vivienda y Urbanismo (Serviu) Johnny Piraino , el director de Desarrollo Comunitario de la municipalidad de Quillota Juan Rodriguez y concejales,  los subsidios correspondientes al programa Fondo Solidario de Vivienda en construcción de sitio propio.

“Estamos satisfechos con este proyecto, ya que producto del esfuerzo de los vecinos y el apoyo del Gobierno podrán acceder a una vivienda de mejor calidad, mantenerse en el sector. Damos cuenta de la posibilidad de cumplir con el sueño de la casa propia, mejorar infraestructura para el desarrollo de las familias, quienes podrán contar con una vivienda propia más digna y con mejores condiciones de infraestructura”, explicó el gobernador César Barra.

“Somos 16 socios que recibimos los subsidios, estamos muy felices, es un logro importantísimo, nuestras casas tenían problemas de termitas y con perseverancia lo hemos logrado”, manifestó Nora Escobar, presidenta del comité de vivienda Los Copihues.

El delegado provincial del Serviu, Johnny Piraino, explicó que el programa Fondo Solidario de Vivienda para la construcción en sitio propio permite a las familias mantenerse en los sectores donde ya viven y contar con una nueva vivienda.

“En este caso son 16 familias que se unieron, y lograron una solución con estándares de calidad, con una vivienda de material sólido, dos dormitorios, living comedor, cocina y baño”, dijo Piraino.

Tras la entrega de los subsidios, el municipio de Quillota inició la licitación de las obras. El proyecto contempla una inversión de aproximadamente 520 unidades de fomento ($13 millones 500 mil pesos) por cada vivienda.

Este subsidio permite a  familias vulnerables construir una vivienda en sus respectivos sitios en sectores urbanos o rurales, sin crédito hipotecario (sin deuda).

La modalidad de construcción en sitio propio permite a cada familia edificar una vivienda en un terreno de su propiedad, mientras que en densificación predial el subsidio posibilita construir una (o más viviendas) en un sitio en el cual ya existe una o más viviendas edificadas.

El inmueble debe tener al menos dos dormitorios, baño, cocina-estar-comedor. Además debe contar con servicios sanitarios y eléctricos.

Más información sobre este programa en www.minvu.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *