La escuela de Valparaíso, Arturo Prat ubicado en el Cerro La Cruz, vio la pandemia como una oportunidad, y a diferencia de otros establecimientos educacionales, aplicó el uso de Whatsapp, herramienta digital que los jóvenes más usan.

«Después de varios intentos metodológicos sin resultados, adoptamos como escuela una estrategia que trabaja con los estudiantes, involucrando a sus familias. En primer lugar, cubrimos necesidades básicas, su bienestar y luego nos enfocamos en los aprendizajes de nuestros estudiantes. Como punto de partida descubrimos que los recursos tecnológicos con que cuentan nuestros estudiantes son solo el celular en su mayoría, utilizando whatsapp, por lo tanto, ese es el medio por el cual nosotros llegamos a las familias», relata Tatiana Ossa, directora del lugar, consigna Soy Valparaíso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *