El informe «Mujer, Empresa y el Derecho» del Banco Mundial constató que Chile aún está lejos de cerrar la brecha laboral entre hombres y mujeres y en equidad en ese sentido aún se encuentra muy por debajo del promedio de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE).

El análisis mide ocho indicadores: movilidad, trabajo, remuneración, matrimonio, parentalidad, empresariado, activos y jubilación, y le otorgó a Chile una puntuación general de 77,5 de 100.

El promedio de los países de la OCDE es de 94,6, mientras que el de América Latina y el Caribe es de 79,2; en ambos casos hubo aumentos en los últimos años. El promedio mundial, en tanto, es de 75,2, superior al 73,9 de 2017.

La variable que peor puntaje obtuvo en Chile fue el de matrimonio, que analiza las restricciones legales relacionadas, con 60 puntos. Entre algunos de los aspectos que midió, el Banco Mundial constató que las mujeres no pueden convertirse en «jefas de hogar» como sí lo hacen los hombres, consigna Cooperativa.

Misma evaluación en cuanto a activos, que analiza las diferencias de género en los derechos de propiedad y sucesiones.

Los indicadores mejor evaluados fueron movilidad, que estudia restricciones a la libertad de movimiento, y parentalidad, que examina las leyes que afectan el trabajo de la mujer después de tener hijos: en ambos casos, Chile obtuvo la máxima puntuación.

En tanto, trabajo -analiza las leyes que afectan la decisión de las mujeres de entrar al mundo laboral-, remuneración -mide las leyes y regulaciones que afectan la remuneración de las mujeres-, empresariado -limitaciones que enfrenta la mujer para iniciar y operar una empresa- y jubilación -leyes que determinan el monto de pensión de las mujeres-, obtuvieron el puntaje de 75.

Canadá se une al grupo de países con puntaje máximo

A nivel mundial, gracias a una reciente reforma de licencia parental, Canadá se unió a Bélgica, Dinamarca, Francia, Islandia, Letonia, Luxemburgo y Suecia, como los países que alcanzaron el puntaje perfecto: 100.

El Banco Mundial destacó que «se están observando cambios en las regiones donde más se los necesita», ya que, «en total, 40 economías promulgaron 62 reformas, y la mayoría se registró en Oriente Medio y Norte de África y África al sur del Sahara».

En ese marco, resaltó que las economías que más mejoraron su puntaje en el índice son Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Nepal, Sudán del Sur, Santo Tomé y Príncipe, Bahrein, República Democrática del Congo, Djibouti, Jordania y Túnez; sin embargo, «muchas de ellas aún presentan un margen de mejora considerable».

«Ningún país puede desarrollar su máximo potencial sin la participación igualitaria de mujeres y hombres. Alcanzar la igualdad de género no solo es correcto, sino también necesario para el crecimiento económico y el desarrollo de un país», concluyó el Banco Mundial.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *