x70497_1.jpg.pagespeed.ic.7HJaVDQF3c

En una primera cita hay muchas dudas incómodas: ¿Saludo de beso o con apretón de manos?, ¿de qué hablo cuando se nos acabe el tema de conversación?, ¿será que si está interesado? Pero hay una pregunta aún más inquietante: ¿Quién va a pagar la cuenta?

Más de la mitad de los hombres piensan que ellos deben pagar la cuenta. Así lo concluyó una encuesta del portal de citas OK Cupid, según la cual, un 62 por ciento de los hombres cree que debe pagar toda la cuenta en una primera cita.

Un 17 por ciento de las mujeres consideró que el hombre debía pagar toda la cuenta y un 43 por ciento cree que se debe dividir la cuenta en partes iguales. Menos del 5 por ciento de los hombres considera que la mujer debe pagar la totalidad de la cuenta. A un 36 por ciento de las mujeres y a un 20 por ciento de los hombres no les interesa quién pague.

¿Será que los hombres aún no están listos para que una mujer pague la cuenta?

Esto lo confirmó Janet Lever, profesora de sociología del California State University, y coautora del estudio ‘¿Quién paga por las citas?‘. Un 75 por ciento de los hombres aún se siente culpable al recibir dinero de una mujer en la primera cita, según la investigación de esta experta.

Otro estudio realizado por el portal Nerd Wallet llegó a una conclusión similar: un 77.4 por ciento de las personas que están en una relación creen que el hombre siempre debe pagar la totalidad de la cuenta en una primera cita.

Si bien la mayoría de hombres sienten que deben pagar, hay un gesto que para ellos es muy importante: que la mujer se ofrezca a pagar según el estudio de Lever.

“Necesito ver que la mujer alcance su billetera, aún si ella no va a pagar. Esto me demuestra que le importan este tipo de cosas y eso es algo bueno”, dice Logan, un soltero entrevistado por Mic. Este portal consultó a varios hombres quienes afirmaron que para ellos es importante que una mujer haga “el amague” de pagar, aún cuando no tenga intención de hacerlo.

Efectivamente, muchas mujeres no tienen la intención de pagar cuando van a una cita. Un 57 por ciento de ellas se ofrece a pagar, pero un 39 por ciento espera que el hombre rechace el ofrecimiento, y a un 44 por ciento le molesta que el hombre espere a que ellas paguen, de acuerdo con los hallazgos de Lever.

“Mientras los roles sociales empiezan a cambiar, las personas a menudo asumen los cambios que hacen sus vidas más fáciles, pero se resisten a los cambios que hacen sus vidas más complicadas. Quién paga en las citas puede ser un área en la que las mujeres pueden resistirse más a los cambios de género que los hombres”, dijo al Huffington Post David Frederick, profesor de psicología de la Universidad de Chapman y coautor del estudio.

Para Lever, “hay muchas cosas injustas sobre ser mujer, así que muchas piensan “esta es la única ventaja, voy a aprovecharla” según declaró a Elle.

Powered by WPeMatico