Según reporta La Segunda, el Congreso Nacional le debe a la Municipalidad de Valparaíso cerca de mil millones de pesos por concepto de derecho de uso de un bien nacional de uso público que no se puede condonar. Por tal razón, el director de obras del municipio porteño, Matías Valdés, cursó una orden de paralización de obras en el estacionamiento del Congreso, donde se construye un espacio de trabajo para el canal del Senado.

Sin embargo, según consigna la nota de La Segunda, estas obras se apartan de un acuerdo entre la Cámara de Diputados y el Senado de no hacer nuevas obras en el edificio hasta que no concluyan las gestiones, iniciadas el 2014, para que finalmente el edificio cuente con recepción municipal, lo que debería de haberse hecho el año 1990.

El administrador de la Municipalidad de Valparaíso, Jaime Varas, señaló que «es una muy mala señal que el órgano donde se tramitan las leyes del país, no haya podido consumar este tema con anterioridad».

 

 

Fuente: elmartutino.cl
Imagen: accioncolectiva.cl

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *