En las afueras de la cuestionada empresa Wimbel por la situación de 5 trabajadores colombianos, la Seremi del Trabajo y Previsión Social, Karen Medina, El Coordinador Regional de Seguridad Pública, Alejandro Chaparro, y el Director Regional del Trabajo, Jorge Andreucic hicieron un llamado a respetar los derechos de los trabajadores inmigrantes.
Un llamado a las buenas prácticas laborales con trabajadores extranjeros realizaron esta mañana la Seremi del Trabajo y Previsión Social, Karen Medina, El Coordinador Regional de Seguridad Pública, Alejandro Chaparro, y el Director Regional del Trabajo, Jorge Andreucic, reunidos en la afueras de la Empresa Wimbel, cuestionada por una situación irregular de “trata de personas”.
El caso mencionado, es sobre la realidad que viven 5 trabajadores colombianos, a quienes se la habría traído engañados a Chile, y a quienes se les adeudarían su sueldo, los cuales hoy en día se encuentran con protección especial del Gobierno.
En relación a esto, la Seremi del Trabajo, Karen Medina declaró: “esperamos que el objetivo de esta visita hoy acá, es que realicemos un llamado a las buenas prácticas laborales, de parte de nuestros empleadores, también con el trabajador inmigrante, quien está protegido por la ley, al igual que los trabajadores chilenos”. También la Seremi Medina agregó que como sucede con los trabajadores nacionales, los extranjeros, tienen que tener un contrato de trabajo que garantice sus derechos laborales y no hacerlo es motivo de multas y otras causas judiciales.
Por su parte Alejandro Chaparro, Coordinador Regional de Seguridad Pública, declaró: “yo quiero decirle a los empleadores que tienen todo el derecho a ganar dinero durante el período estival, pero no lo pueden hacer a costa de los trabajadores. Hoy día tenemos extranjeros que están llegando a los “team” a trabajar en el verano, y el Gobierno de Chile va a perseguir a cada uno de los empleadores que explotan laboralmente a los trabajadores extranjeros”.
En el marco del caso de los 5 trabajadores colombianos, el Director Regional del Trabajo declaró: “el paso a seguir que viene es la fiscalización, que se hace justamente como una visita a la empresa, pero más as allá de eso, acá hubieron trabajadores que fueron desvinculados, y en esos casos se interpone un reclamo y se cita a un comparendo, pero como nuestras facultades legales llegan hasta la citación y esperamos que las partes acudan y vayan a aclarar la situación, y acá eso no ocurrió, este señor fue infraccionado por no ir a la inspección del trabajo.” Además, Jorge Andreucic destacó que en la mayoría de estos casos la relación sería de carácter informal y no se establecería contrato con el empleador.
Por parte de las autoridades se afirmó que se realizará una fiscalización la empresa Wimbel cuyo propietario es Eduardo Crespo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *