Tras ocho meses de pandemia, con diversas normas sanitarias a seguir y una regulación mediante el Plan Paso a Paso, los locales del comercio y turismo en la región de Valparaíso, comienzan de a poco a regularizar su funcionamiento.

La presencia de personas en restaurantes, cafeterías y hoteles ha ido en aumento al igual ha ocurrido con las fiscalizaciones a fin de evitar posibles brotes de contagios por covid-19.

El seremi de salud Francisco Álvarez, señaló que estarán muy atentos a posibles faltas de protocolos insistiendo en que se arriesgan sumarios sanitarios que llegan incluso hasta los 50 millones de pesos y en casos más extremos, pueden derivar en el cierre del local.

El recorrido y fiscalizaciones en este tipo de recintos ocurrió este martes en Quillota, pero se ha replicado en todas las comunas de la región, especialmente aquellas del litoral.

Cristián López, productor de “Garage”, señala que esto ha sido un renacer para el establecimiento y también para los clientes.

En esa misma línea, el gobernador de la provincia de Quillota Iván Cisternas, insistió en que hay que mantener las medidas de auto-cuidado a fin de seguir avanzando en esta emergencia sanitaria, consigna BioBioChile.

Recordemos que esto se suma a las cuadrillas sanitarias que se han establecido en Viña del Mar, Valparaíso y Quilpué las que tienen como objetivo concientizar a la población acerca de la pandemia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *